Tras causar un accidente no consigue hacer la prueba de alcohol debido a su grado de embriaguez

Guardia Civil de Tráfico
Guardia Civil de Tráfico

Desgraciadamente es habitual que la Guardia Civil de tráfico intercepte conductores al volante que superen la tasa de alcohol permitida; lo que ya no es tan normal es que dicha tasa sea tan alta que no permita hacer al conductor en cuestión la preceptiva prueba de alcochol.

Esto es lo que sucedió en enero de 2018 cuando un conductor chocaba contra un camión en la A-52; tras personarse en el lugar del siniestro la Guardia Civil, los agentes intentaron que realizara la prueba de alcoholemia, algo que no consiguió pues según relataron en el atestado “tenía la mirada perdida, parecía no entender nada y no fue capaz de insuflar aire en el etilómetro”

Ahora la magistrada de Juzgado de lo Penal número 1 de Ourense deberá imponerle la pena por el delito contra la seguridad vial que se le imputa; la fiscalía pide para él una privación de conducir vehículos a motor o ciclomotores durante 30 meses, además de una multa.

El hombre, de 38 años y sin antecedentes penales ha negado la acusación que se formula contra él por lo que tendrá que esperar a que la justicia dictamine la resolución.

Pin It on Pinterest

Ir arriba
Utilizamos nuestras Cookies y alguna de terceros para poder ofrecerte la mejor experiencia cuando visites Ourense.com. Si lo deseas, puedes informarte en nuestra web sobre cada una de las Cookies que usamos e incluso también eliminar aquellas que no sean esenciales. Para una mejor experiencia con nosotros te ofrecemos la posibilidad de activar o desactivar las cookies no imprescindibles en cualquier momento desde el menú correspondiente. Nuestra Política de Privacidad también está a tu servicio.    Más información
Privacidad